15/01/2020

LOS ENVASES FARMACEUTICOS Y SU TECNOLOGIA


Según las cifras recogidas por la empresa de investigación de mercados IQVIA, de aquí al año 2022 los gastos en medicamentos a nivel mundial habrán alcanzado 1,43 billones de dólares. A título comparativo, en 2006 se cifraban en 658.000 millones. La mayor parte corresponde a medicamentos oncológicos y 
biofármacos.

 

Los motivos de este crecimiento del mercado saltan a la vista: el cambio demográfico, con un aumento de la proporción de pacientes de edad avanzada, y la creciente urbanización, con una clase media en expansión, son factores de mercado determinantes para el sector farmacéutico y la industria afín de procesamiento y envasado.

 

En el sector farmacéutico, la biotecnología reviste al día de hoy un papel clave en la lucha mundial contra dolencias graves. Su cuota sobre el mercado de medicamentos casi ha llegado a duplicarse en los últimos diez años, convirtiéndose en un factor decisivo también para la industria de procesamiento y envasado.

 

Los medicamentos de alta eficacia plantean considerables exigencias a las tecnologías de procesamiento y envasado y también a los sistemas y equipos de llenado y packaging. En los procesos de fabricación de productos biotécnicos prima la prevención de posibles contaminaciones. A tal efecto se recurre a soluciones especiales de protección de contenidos.

 

Un ejemplo de ello son los aisladores. Los fármacos líquidos pueden procesarse de forma esterilizada en viales. También las jeringas precargadas contribuyen a aumentar la seguridad, ya que previenen errores de dosificación y eliminan de raíz posibles contaminaciones derivadas del cambio de aguja. Asimismo, las jeringas y lápices precargados permiten ahorrar tiempo en consultas médicas y centros hospitalarios, sometidos a un ritmo muy rápido e intenso de trabajo. En los controles de calidad se realizan pruebas de autenticidad de complejos procesos de purificación por medio de sensores combinados y modelos matemáticos. Gracias a ello se logra una mayor rapidez y una alta precisión de los procesos.

 

Cooperación entre la industria farmacéutica y el sector del envasado


En el proceso de lanzamiento al mercado de nuevos fármacos, los fabricantes dependen en gran medida de la competencia comercial y tecnológica de los proveedores y procesadores de maquinaria, instalaciones y envases. La protección por patente está sujeta a límites de tiempo y, por consiguiente, requiere soluciones rápidas y flexibles capaces de garantizar la escalación de las pequeñas cantidades ensayadas en laboratorio a los grandes volúmenes tratados en instalaciones de gran tamaño. 
Al mismo tiempo se necesitan máquinas de envasado e instalaciones de llenado que funcionen con fiabilidad y sean fáciles de manejar, rápidas de limpiar y aptas para el reajuste. 

 

Protección contra falsificaciones

El sector farmacéutico es uno de los más condicionados por las rigurosas disposiciones y directivas legales vigentes, que no solo tienen una gran relevancia para todos los implicados en el proceso sino que además requieren cuantiosas inversiones por parte de las compañías afectadas. Desde febrero de 2019 todos los medicamentos bajo prescripción médica de la UE deben poseer un precinto que se rompa con la primera apertura, a modo de garantía de que el envase no ha sido abierto con anterioridad.

 

Otra de las prescripciones obligatorias es la serialización de los envases. Para posibilitar su identificación inequívoca y su autentificación, todos los envases deben ir provistos de un código Datamatrix bidimensional. Este código incluye información sobre el número de lote, la fecha de caducidad, el número de serie y el número nacional para devolución.

 

Las nuevas regulaciones tienen consecuencias de gran alcance. En algunos casos, las nuevas unidades de serialización requieren la construcción de nuevas plantas de producción o bien la ampliación o reforma de las instalaciones existentes. Además, la creación de la infraestructura informática necesaria exige un enorme esfuerzo para muchas empresas y comporta elevados costes subsiguientes.

 

 

La industria de envasado ofrece envases inteligentes para pacientes afectados por una pérdida auditiva o visual o bien con problemas de habilidad motriz y debilidad en las manos. Una empresa ha desarrollado envases tipo Push Pack con propiedades barrera especiales, que permiten extraer fácilmente el contenido del film ejerciendo una leve presión. Los Push Packs constituyen una alternativa económica a los blísteres de aluminio/aluminio conformados en frío. Como los filmes de envasado son mucho más finos, se consume menos material. En comparación directa, los costes de envasado disminuyen hasta en un 60 %.

 

Medicamentos a medida

Cada vez más fabricantes farmacéuticos desean contar con sistemas flexibles de llenado y envasado que les permitan producir lotes pequeños con la máxima eficiencia. La posibilidad de imprimir pastillas con impresoras 3D ha dejado de ser una visión de futuro. En 2015 la oficina norteamericana FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos) aprobó por primera vez un medicamento impreso, el antiepiléptico Spritam.  La tecnología de impresión 3D permite adaptar los productos exactamente a las necesidades de los pacientes y reducir los factores tiempo y costes en el proceso de producción, al eliminar la necesidad de adaptar o reequipar componentes en las máquinas.

 

Conveniencia y seguridad

La medicación personalizada es un campo de especial relevancia en el ámbito sanitario y hospitalario. Para asegurar que los pacientes reciban las combinaciones adecuadas de medicamentos y facilitar la labor del personal sanitario a la hora de preparar la medicación, existe la posibilidad de blisterizar las pastillas.

 

Las máquinas de blísteres en farmacias o centros de blisterizado envasan herméticamente la combinación personal de pastillas para cada paciente en bandas higiénicas adecuadas para marcar las distintas dosis y asegurar su administración en el orden correcto. De este modo se evitan errores de dosificación y posibles confusiones de medicamentos.

 

Presión de costes y eficiencia de las instalaciones

A pesar de las numerosas tendencias positivas que se observan en el mercado farmacéutico, no debe olvidarse que a este crecimiento se contrapone la enorme presión por motivo de costes que afecta al sistema sanitario de numerosos países. Con frecuencia, los fabricantes se ven obligados a reducir los precios por paquete debido a la imposición de descuentos, a límites de precio o a modelos de devolución. Los fabricantes de máquinas de instalaciones tienen que seguir esforzándose por aumentar la eficiencia general de la maquinaria. En términos de Industria 4.0, esto implica la necesidad de utilizar sistemas integrados de disponibilidad asegurada y garantizar una calidad constante de los productos. Unos requisitos que tendrán que cumplir los proveedores si quieren consolidarse a largo plazo en un mercado en rápida evolución.

 

Fuente: Envapack.