05/11/2019

BIODEGRADABILIDAD AL 100%

Chlorophyll Water es un agua purificada a base de plantas, con adición de clorofila. Las botellas, 100% reciclables, libres de BPA y no tóxicas, ahora también serán biodegradables, y se encontrarán diseñadas para evitar la contaminación, reducir las emisiones de carbono, y recuperar energía renovable.

 

El molde de la botella ha integrado un aditivo orgánico patentado, que acelera la biodegradación natural en vertederos biológicamente activos. 

 

El aditivo contiene materiales orgánicos, diseñados para atraer la actividad microbiana dentro del vertedero. Cuando los microorganismos consumen el material aditivo, eliminan enzimas que debilitan y despolimerizan la botella.

 

Existe una serie de factores que contribuyen a las tasas variables de biodegradación en los vertederos. La tasa real dependerá de las condiciones ambientales y la actividad biológica de los microorganismos que rodean la botella. Numerosas pruebas y estudios han demostrado que en 390 días, se producirá el 30% de la biodegradación, y en hasta 6,82 años, el 100%.

 

Fuente: TrendHunter.